martes, 21 de febrero de 2017

EL MINISTRO DE JUSTICIA Y UN SEÑOR DE MURCIA

Ayer al mediodía el propio Presidente de la Región de Murcia, Pedro Antonio Sánchez, anunció a los periodistas que estaba imputado por el caso Auditorio y que había sido citado a declarar ante el juez. No obstante, afirmó que él estaba encantado con poder ir a aclarar todo y que lo haría voluntariamente.

Esta acusación se une a la que puede recaer en él por el caso Púnica en su vertiente murciana. En este caso, las fiscales de Murcia habían acordado su imputación pero la Fiscalía en Madrid se opuso y desautorizó el trabajo realizado en Murcia. El ministro de Justicia se apresuró a corroborar la opinión del Fiscal General y a pedir medidas disciplinarias para las fiscales de Murcia. Incluso se ha constatado el uso de informacion privilegiada por parte del señor Sánchez y parece que el que se la facilitó fue el propio ministro en el congreso nacional del PP, según ha quedado acreditado en una grabación televisiva.

En este nuevo caso, el ministro vuelve a defender a Pedro Antonio Sánchez, al igual que todos los dirigentes del PP preguntados al respecto. Dicen que no es aplicable el pacto anti corrupción firmado con Ciudadanos, a pesar de que el propio Presidente murciano declaró en televisión que dimitiría si era imputado en el Caso Auditorio.

Una vez más queda clara la lucha implacable del PP contra la corrupción y su total apoyo y colaboración con la Justicia.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada